27 September 2019

Universidad Católica Andrés Bello ayuda a las comunidades socialmente desfavorecidas a través del 'Parque Social' y servicios especiales de salud

El lema que identifica a la Universidad Católica Andrés Bello (Venezuela) o UCAB a lo largo de sus casi 66 años de vida es "En todo para amar y servir". Para la universidad, estas palabras constituyen una función sustantiva y una muestra de su estructura académica centrada en lo humano, lo que le permite a los futuros egresados estar sensibilizados respecto de su entorno.

En la UCAB, la extensión social se entiende como la relación permanente que la institución establece con las comunidades aledañas. A través de la articulación de esfuerzos y recursos con el propósito de incidir en los procesos de transformación social, se establecen alianzas para lograr metas que beneficien a las comunidades y a sus miembros, en concordancia con el Objetivo de Desarrollo Sostenible 17 (ODS 17).

El núcleo de las actividades de extensión social de la UCAB es el Parque Social Padre Manuel Aguirre S.J., cuyas puertas han permanecido abiertas ininterrumpidamente desde septiembre de 1999, sirviendo de puente entre las comunidades y la universidad y, de plataforma para el compromiso social de la UCAB. "La idea es unificar criterios, aportar y trabajar de la mano con la comunidad. El Parque Social permite a la universidad llegar a las comunidades con toda su voluntad y capacidad de construir soluciones con la comunidad para la comunidad", explica Moisés Carvallo, director general de Extensión Social de la UCAB.

El Parque Social Padre Manuel Aguirre S.J. ofrece a las comunidades socialmente desfavorecidas servicios como organización comunitaria, capacitación de recursos humanos, educación para niños y jóvenes no escolarizados, clínica jurídica, asesoría económica y contable así como en materia de sostenibilidad ambiental, orientación psicológica y promoción de la salud. Estos servicios, que estudiantes, profesores y profesionales realizan voluntariamente, están orientados a buscar la reducción de las desigualdades (ODS 10) y colaborar con el desarrollo de comunidades sostenibles (ODS 11).

"Buscamos realizar actividades que logren el empoderamiento de la comunidad, para que ésta se vincule activamente, asuma el liderazgo y tome iniciativas en este sentido", detalla Adle Hernández, directora de Proyección y Relaciones con la Comunidad de la UCAB.

El Centro de Salud de Santa Inés forma parte del Parque Social. Bajo un modelo ambulatorio ofrece gratuitamente o a muy bajo costo servicios de diagnóstico, laboratorio, imagen, rehabilitación y atención médica preventiva y curativa en catorce especialidades médicas diferentes. En pro del ODS 3, este centro atiende a pacientes que por su condición de vulnerabilidad o exclusión social no pueden pagar los altos costos de los servicios de salud privados.

Estudiantes y miembros de las comunidades circundantes expresan su satisfacción por los servicios proporcionados por el centro de salud, así como la atención de su personal, la limpieza de las instalaciones y los costos accesibles. “Gracias a la UCAB, las personas que viven en las comunidades en desventaja social pueden tener un servicio de salud de alta calidad a precios muy bajos”, dice Nadia Mardini, miembro de la comunidad de Catia.

Como resultado del trabajo realizado en el Parque Social y su colaboración con 160 instituciones aliadas, la UCAB lleva a cabo unos 50 programas y proyectos dirigidos especialmente a comunidades socialmente desfavorecidas de 17 parroquias de Caracas. La participación activa de más de 2.600 estudiantes bajo la guía de estas instituciones beneficia directamente a casi 60.000 personas por año.