Derechos humanos

Uno de los más grandes logros de las Naciones Unidas es la creación de un conjunto integral de instrumentos legales de derechos humanos, un código universal y protegido internacionalmente al cual todas las naciones e individuos pueden sumarse y aspirar. Los fundamentos de este conjunto normativo son la Carta de las Naciones Unidas y la Declaración Universal de los Derechos Humanos, adoptadas por la Asamblea General en 1945 y en 1948 respectivamente. Desde entonces, las Naciones Unidas ha expandido gradualmente el Derecho Internacional de los Derechos Humanos para que abarque estándares específicos para mujeres, niños, personas con discapacidad, minorías y otros grupos vulnerables que ahora cuentan con derechos que los protegen de la discriminación. Todos los Objetivos de Desarrollo Sostenible promueven los derechos humanos básicos, incluyendo el derecho a la salud, el derecho a una alimentación adecuada, el derecho a la justicia y al debido proceso y, el derecho a la autodeterminación.

A través del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para Derechos Humanos y el Consejo de Derechos Humanos y las Naciones Unidas no solo se monitorea el cumplimiento de los tratados de derechos humanos sino también se coordinan los esfuerzos para la protección y promoción de derechos humanos a través de campañas educativas y de concientización sobre problemas de derechos humanos, así como programas de capacitación con asesoramiento técnico para numerosos sistemas de justicia nacional y penal a nivel mundial.

Para ser partícipes de forma efectiva en la vida económica, social y política de sus comunidades, a los jóvenes se les debe proveer de herramientas, como la información acerca de y el acceso a sus derechos civiles. Las universidades pueden ayudar en este tema al proveer clases e información  de relevancia a sus estudiantes, así como esfuerzos coordinados con ONG’s y otras instituciones no académicas.